Fuertes controles municipales para asegurar el cumplimiento de protocolos

El Gobierno municipal de 25 de Mayo, desde el área de Inspección General, está llevando adelante fuertes controles en los retenes de los accesos y también en comercios de la ciudad cabecera, para certificar el cumplimiento de los protocolos establecidos por el Covid-19, acción que hasta el momento ha mostrado buenos resultados en cuanto al acatamiento de las normas de prevención establecidas por la pandemia.

Personal de Seguridad y Protección Ciudadana visitó inicialmente los locales de JF Calzados, Agente Movistar (Illescas), Fiambres y embutidos Lopardo, Pizzería Alfredo, Óptica Rismor, Estudio contable Andrés Casanova, Estudio jurídico Jaqueline Seguismondi, Estudio contable Ramírez e Inmobiliaria Sclavi.

También estuvo en tienda Ramos Quispe, Repuestos Bartoloni, Flash Electrónica, JS Diseños amoblamientos, Le&Co repuestos, Pescadería Tercer Milenio, Pastas La Familiar, Dietética Más Salud, kiosco Poggi y Mercería Loren, todos ubicado sobre calle 10 entre 30 y 31.

Además, estuvieron visitando Amor Mío ropa urbana, Me lo Contó un Pajarito, Ragazza boutique, Big Ben, Super Cash, panadería Chocolate, Tempo libero, La Matera, Planeta Mirai electrónica, tienda El Auca, Calzados Fosco y Naldo Lombardi, todos establecidos en calle 9 entre 30 y 31 y cumpliendo con los protocolos establecidos.

También se controlaron más de una quincena de transportes de mercaderías con los permisos y protocolos correspondientes. Además se realizó un acta de comprobación por evadir retén y decreto municipal 135 y provincial 255 a Luis Tevez con habilitación de Correo Argentino quien transportaba un perro galgo en forma particular (sin estar afectado a su trabajo) a un particular para servicio.

Otras tres comprobaciones se llevaron a cabo en Dorronsoro laboratorios, Domínguez Flavia, transporte de repuestos, y Tango Mar SA, productos de limpieza. En tanto se realizó un acta de comprobación por servicios urbanos a Jorge Massimino y se controlaron 16 vehículos particulares que circulaban por caminos vecinales ingresando a la ciudad cabecera.