Buscador de Noticias

Как сделать потолок из гипсокартона. Как сделать подвесной потолок в доме. Какой потолок лучше сделать. Отделка ванной комнаты. Быстрая отделка ванных комнат панелями. Отделка ванной комнаты пластиковыми панелями. Кровля крыши профнастилом. Качественные материалы для кровли крыш. Крыша из мягкой кровли. Самоделки для сада. Успешные самоделки для сада своими руками. Самоделки для сада и огорода. Ванная мебель для ванной комнаты. Купить мебель для ванных комнат недорого. Заказ мебели для ванной комнаты. Бизнес малое производство. Самый малый бизнес идеи производство. Новый бизнес производство. Монтаж дверей своими руками. Быстрый монтаж входных дверей. Легкий монтаж пластиковых дверей. С чего начать ремонт квартиры. Быстрый ремонт дома с чего начать. Ремонт своими руками для начинающих.

                                    

A partir del desmantelamiento del sistema estadístico implementado gestado por el kirchnerismo, hace años el sector agropecuario carece de datos oficiales. El gobierno de Mauricio Macri sinceró el Indec, pero no puso, o no quiso, revertir lo atinente al campo. Así, no están difundiéndose números reales de la histórica sequía, que tantas pérdidas ha generado al sector y que obviamente repercutirá en la cadena económica, sobre todo de las comunas donde lo agropecuario es la fuente principal de ingresos, y de empleo.
Un informe del portal Política On Line, alude al malestar de dirigentes rurales, sobre todo al enterarse que el ministro de Agroindustria, Luis Miguel Etchevehere, relativizó el impacto de la falta de lluvias en una reunión de Gabinete en la que aseguró que el recorte de la producción se compensaría por la suba de precios. Se suma eso a que en el último informe del 22 de marzo en la que no se observa ni una cifra sobre la sequía.
Ese "apagón estadístico" es compensado de alguna manera por las estimaciones que vienen realizando desde hace años la Bolsa de Cereales de Buenos Aires (BCBA) y la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR), dos entidades sumamente respetadas en el agro.
En Agroindustria sostienen que si bien ambas entidades tienen derecho a difundir sus propias estadísticas porque son "actores importantes del mercado", sus proyecciones "carecen de precisión". Eso abre un enfrentamiento entre el Gobierno y los privados.
Lo cierto es que la Bolsa de Buenos Aires estimó al inicio de la campaña gruesa una cosecha de soja de 54 millones de toneladas, y con cifras concretadas del impacto de la sequía, la producción fue recortada a 39,5 millones de toneladas.
Los daños también se sintieron en el caso del maíz. La producción del cereal fue proyectada al comienzo de la campaña en más de 42 millones de toneladas. Tras el estrago por la falta de precipitaciones, se ubicará en apenas 32 millones de toneladas.
Para la Bolsa rosarina, la cosecha de soja alcanzará los 40 millones de toneladas y la de maíz en 32 millones de toneladas, por lo cual el impacto de la sequía en la economía asciende a 4.600 millones de dólares, o un 0,7% del PBI y una baja del 21% en las exportaciones.
Ante la falta de datos oficiales, también se ha prestado atención a un reciente relevamiento llevado a cabo por CREA durante la primera quincena de marzo, que sostiene que el 87% de las empresas agrícolas y el 94% de las ganaderas muestran impactos negativos producto de la sequía.
Ante los diferentes datos y la necesidad de contar con cifras oficiales, se anunció que el INDEC está planificando la realización del próximo Censo Agropecuario a presentarse durante este año dado que el último, en 2008, contiene errores metodológicos y no es tomado en cuenta ni por las autoridades ni en el sector.
El operativo se desplegará en más de 190 millones de hectáreas y abarcará desde producciones tradicionales y artesanales hasta complejos emprendimientos empresariales que emplean sofisticadas tecnologías. Anticipan que la implementación de las tabletas digitales se reemplazará el uso de cinco formularios en papel y se logrará un seguimiento del operativo en tiempo real.
Del operativo, a desarrollarse en 90 días, participarán unos 3.000 profesionales que se ocuparán de relevar las explotaciones, para obtener datos actualizados sobre el conjunto de las actividades agrícolas, ganaderas, forestales y bioindustriales.
Los nuevos resultados permitirán diseñar e implementar mejores políticas públicas y fortalecer la competitividad del sector privado. Hasta tanto, deberá buscar el Gobierno la forma de trabajar con datos lo más certeros posibles, de lo contrario podrá estar ignorando, como parece haberlo hecho Etchevehere, cifras relevantes para el campo, pero sobre todo para el país. Aún cuando el aumento en el valor de los cereales, las pérdidas sean menores, las consecuencias de la sequía son gravísimas, y recién empiezan a notarse.

El día de la actividad física se celebra este 6 de abril. La fecha, que parece intrascendente, cobra relevancia cuando se sabe que la inactividad es el cuarto factor de riesgo sanitario más importante y es responsable del 6% de las muertes a nivel mundial, sólo superado por la hipertensión arterial (13%) y el consumo de tabaco (9%), y con un nivel de incidencia equivalente al de la hiperglucemia, según datos de la Organización Mundial de la Salud.
Aproximadamente 3,2 millones de personas mueren cada año por tener un nivel insuficiente de ejercicio, y este déficit está aumentando en muchos países, lo que incrementa también la carga de enfermedades no transmisibles y afecta a la salud general de la población mundial.
Las personas sedentarias tienen entre el 20 y el 30% más de riesgo de muerte que las personas que realizan al menos 30 minutos de actividad física moderada la mayoría de días de la semana. A su vez, quedarse quieto incrementa los riesgos de cáncer de mama y colon, diabetes y cardiopatías isquémicas
En Argentina, según los datos de la Segunda Encuesta Nacional de Factores de Riesgo, el sedentarismo afecta al 55,1% de la población y, como en el resto del mundo, este indicador también va en aumento.
Está claro que los cambios en el entorno físico y social, producto de la aparición de nuevas tecnologías y de cambios en los patrones de consumo, modificó nuestros hábitos, nuestra forma de movilizarnos, de trabajar y de recrearnos, lo cual nos hizo más sedentarios y con una tendencia mayor a la obesidad.
No es recomendable comenzar a ejercitarte de manera intensa un día cualquiera si se es sedentario. Instan, por ejemplo, a caminar 20 minutos a la semana, e ir subiendo la intensidad poco a poco hasta donde el cuerpo lo permita. Sin exigirlo.
El sedentarismo es una problemática que también afecta a los chicos: la Encuesta Mundial de Salud Escolar realizada en nuestro país mostró la tendencia en aumento del sobrepeso.
Para los pequeños en edad escolar se recomienda un mínimo de 60 minutos diarios de actividad física, pero sólo el 16,7% cumple esta recomendación.
A través de juegos, deportes y actividades recreativas los más chicos pueden sumar minutos diarios de actividad física que complementen las que realizan en el ámbito escolar.
Debe tenerse en cuenta que la mitad de los chicos pasan más de tres horas sentados diariamente, algo que provoca problemas en su salud actual y que también impactará en la vida adulta.
Por tanto, es fundamental incorporar hábitos saludables durante la niñez porque estos nos acompañarán a lo largo de la vida, eliminando factores de riesgo totalmente prevenibles.
La OMS considera actividad física cualquier movimiento corporal producido por los músculos esqueléticos que exija gasto de energía, por lo que un nivel adecuado de ejercicio regular, unido a una buena alimentación, reducen el riesgo de que se manifiesten enfermedades cardiovasculares, obesidad, diabetes, cáncer de mama y colon, osteoporosis y depresión.

"Viaja en helicóptero desde chiquito, así que no tiene problema, no tiene idea, viaja en aviones privados, dijo Elisa Carrió ante el cuestionamiento por el canje de pasajes aéreos de Mauricio Macri. La legisladora afirmó que si eliminan los canjes de pasajes pedirá dinero por viáticos.
Extraña que la líder de la Coalición Cívica, fuerza que integra Cambiemos junto al Pro y la Unión Cívica Radical, apele a esas palabras para justificar un sobresueldo en favor de los legisladores que no utilizan los pasajes y los canjean. No ha hecho más que sumarse a la mayoría que para defenderse ataca a otro. Y cuando las cosas están mal, no hay argumento que valga.
Por eso es bienvenida la iniciativa de Emilio Monzó, que esta semana se reunirá con los jefes de los bloques para definir un esquema que elimine definitivamente el canje de pasajes por dinero, vieja práctica del Congreso que le permite a los legisladores más sedentarios cobrar un auténtico sobresueldo y, por si fuera poco, las Cámaras gastan menos que si los tickets se usan.
En 2017 los diputados que no usaron los 20 tramos aéreos y terrestres que les da la Cámara cobraron 40.000 pesos mensuales. Eso ocurre porque el monto fijado para la devolución de cada uno de los 20 tramos aéreos y terrestres siempre es menor al precio de mercado y esa diferencia, cuando los pasajes utilizan, termina cubriéndola el presidente de cada Cámara.
El debate renació con un informe de la fundación Directorio Legislativo, que constató un aumento del 13% en la cantidad de pasajes canjeados en Diputados en 2017, 41% más en dinero por la actualización de los valores.
Monzó devolvió 1.350 pesos por cada aéreo y 650 por terrestres, por lo tanto, un diputado pudo hacerse de un plus de hasta 40 mil pesos mensuales si se quedaba en su despacho.
En la propuesta de Monzó lo primero es eliminar los pasajes a los diputados con residencia cercana, que son casi siempre los bonaerenses y porteños.
Quienes podrían reclamar un plus por movilidad si provienen de ciudades lejanas del interior provincial, como Bahía Blanca, que tiene conexión aérea con Buenos Aires. Justamente, uno de los objetivos originales del trueque de tickets por ventanilla, cuentan en el Congreso, fue evitar ese dilema de distancias presuntas con un desembolso en efectivo que en tal caso cubra el combustible gastado por el legisladores oriundos de la pampa húmeda.
Según un informe de Política On Line, uno de los proyectos que se conoce fue presentado en 2016 por la radical Brenda Austin y propone eliminar el canje de pasajes, identificar los empleados con tickets asignados y reservar a un 25% su uso para "personas que así lo requieran ante circunstancias de urgencia, necesidad o en ejercicio de sus funciones".
Habrá debate, porque varios legisladores ya protestaron por la eliminación de los "aerocheques", una cuponera impresa para los legisladores que le permitía regalarlos o venderlos si quisieran. Ahora deben gestionarlos online y sólo 8 de los 20 tramos aéreos pueden ser usados por personas elegidas por el diputado, que deben ser empleados directos e identificados.
Incluso, hay algunos enojados con el incremento del 8% por cinco meses que la Asociación de Personal Legislativo (APL) acordó para los empleados del Congreso, porque sus dietas se indexan junto a esa paritaria, además de engrosarse con pasajes no usados. Y sí, muchos legisladores hablan de su labor en favor del bienestar general pero la primera preocupación es su bolsillo. Para lo que está mal, no hay justificativos.

A contrarreloj del paro y la movilización convocada por docentes y estatales para el jueves, la administración de María Eugenia Vidal intentará entre hoy y mañana avanzar con las negociaciones paritarias salariales.
Como en una partida de ajedrez, el Gobierno bonaerense y los sindicatos moverán esta semana piezas determinantes en el marco de la negociación que los enfrenta.
Los sindicatos docentes Suteba, FEB, Amet y Sadop, los estatales de ATE, los médicos de Cicop y los judiciales de AJB realizarán un paro de 24 horas y movilizarán por las calles de La Plata durante este jueves.
Como contrapeso a la medida de fuerza, el Gobierno convocó a paritarias salariales a los estatales para el martes y a los docentes para el miércoles. En esos encuentros, intentará arrimar a acuerdos y evitar (o aminorar), quizás, la realización de la protesta.
Hoy la reunión con los estatales será fundamental. Allí, el Ejecutivo podría lograr un arreglo con los sectores "dialoguistas" (Upcn y Fegeppba), quienes vienen manteniendo conversaciones informales con la administración de Vidal.
La oferta para los estatales sería similar a las ya hechas a los docentes: 15% en tres cuotas, con plus por presentismo. Y, aunque desde ATE ya adelantaron el rechazo a ese porcentaje, el sector "dialoguista" estaría dispuesto a aceptarla.
Como antecedente, en diciembre de 2016, el Gobierno de Vidal cerró un acuerdo paritario del 18% en tres tramos con el sindicato que conduce Carlos Quintana, arreglo que no avaló ATE.
Si esta situación se repite, el Ejecutivo estaría en condiciones de llegar fortalecido a la reunión con los docentes del miércoles y exhibir un acuerdo concreto con el techo del 15%. Tras cinco mesas salariales, la última oferta a los maestros incluyó ese porcentaje en tres cuotas, cláusula de revisión, más plus por presentismo y capacitación.
Más allá de lo que pueda pasar en el encuentro previo con los estatales, los maestros no ponen muchas expectativas en la reunión de mañana y ya planean, junto a los otros sindicatos, los detalles de la movilización que tendrá lugar un día después en el marco del paro.
"Es poco viable que tengamos una propuesta nueva por eso la acción se va a realizar igual", dijeron desde uno de los gremios que componen el Frente de Unidad Docente. Suteba, FEB, Amet y Sadop, ATE, Cicop y AJB concentrarán el jueves desde las 10 de la mañana en la plaza Italia de la ciudad de La Plata, desde donde marcharán por las calles de la capital provincial. Podrían sumarse a la movilización otras organizaciones sociales.
La protesta se hará bajo las consignas "basta de ajuste", "contra el techo del 15%" y "por más presupuesto para salud y justicia". Frente a la Gobernación, cada uno de los gremios tendrá su orador.
"Esto ya no es sólo un problema salarial, tiene que ver con la inversión y el funcionamiento del Estado", advirtió días atrás el secretario general de Suteba, Roberto Baradel.
La batalla continúa.

Que la administración kirchnerista subsidió en demasía los servicios, no cuidó la producción nacional y terminó dependiendo exclusivamente de la importación de gas, perjudicando al país al sostener una "mentira" que costaba millones de pesos diarios, es innegable. Que debía llevarse a cabo una modificación, empezando a sincerar los precios, tampoco se discute.
Sin embargo, pretender recomponer las tarifas rápidamente, al mismo tiempo que se busca bajar la inflación que enflaquece los bolsillos no parece lógico. Cada vez se complica más a los usuarios, y no sólo a domiciliarios, sino a comercios e industrias que utilizan necesariamente el gas natural o la energía eléctrica.
Hoy el ministro de Energía, Juan José Aranguren, oficializará los detalles del nuevo golpe a los bolsillos, esta vez en las tarifas del gas, que llegará al 40% y regirá a partir de abril. Presentará el nuevo cuadro tarifario en el marco de la estrategia de seguir reduciendo subsidios y llevando los precios de la distribución a niveles más cercanos a la realidad de los costos de producir la energía.
El nuevo ajuste volverá a impactar sobre el costo de vida, que se encamina a ubicarse por encima del 8% en el primer trimestre. Como contracara, también este miércoles el INDEC informará una baja en el índice de pobreza -se especula por debajo del 26%- y el presidente Mauricio Macri prevé hablar sobre el tema en una convocatoria realizada en la Residencia de Olivos por la tarde.
Tras el anuncio de Aranguren, desde la semana venidera las tarifas gas en los hogares serán entre 30% y 40% más caras con relación a lo que se pagó hasta ahora. Se estima que para una factura de 500 pesos, el aumento rondará los 200 por mes. De los incrementos previstos para abril, el del gas será el de mayor impacto y regirá en todo el país.
Se estima que al finalizar este mes, el costo de vida habrá acumulado 8,5%, más de la mitad de la pauta prevista para todo 2018, lo cual plantea un escenario más que exigente para las políticas públicas. En audiencias públicas, las empresas pidieron un aumento de tarifas del 33% al 58%. Al final, el porcentaje de incrementos iría del 30% al 40% según el tipo de consumo. A este ajuste se sumará otro en octubre, aunque de menor impacto.
Una idea planteada en las audiencias fue la implementación de una "tarifa plana", donde los clientes paguen lo mismo todos los bimestres. De esa forma, las facturas elevadas del invierno quedarían compensadas con las boletas con importes más bajos del verano. Pero en Enargas habrían descartado la idea porque los Defensores del Pueblo (que dicen representar a los consumidores) se opusieron durante las audiencias.
Con la reducción de subsidios económicos buscan alcanzar las metas de déficit fiscal. Cuando asumió Mauricio Macri, más del 85% de las tarifas de gas estaban subsidiadas. De esa forma, el porcentaje del gasto de los hogares destinado a servicios públicos estaba muy desfasada en relación al resto del mundo. Con los reiterados aumentos, las subvenciones estatales al gas perdieron peso, aunque el Ministerio de Energía todavía subsidia el 30% del costo de ese servicio para la mayoría de los clientes. En el caso de la tarifa social, el gasto público para los hogares vulnerables es mayor.
Se sabe, cuando concluya el mandato de Macri, el Gobierno espera haber eliminado todos los subsidios a la electricidad y el gas.
Del kirchnerismo al macrismo, en cuestión de servicios, pasamos de un extremo al otro, para desconcierto de los argentinos. Nada extraño en un país de permanentes sorpresas y cambios que por lo general no se mantienen a largo plazo, y suele volver todo a foja cero.