Buscador de Noticias

Новая немецкая медицина. Советы от немецкая медицина. Клиника немецкой семейной медицины. Почему в израиле хорошая медицина. Главные новости медицины израиля. Медицина в израиле отзывы. Аденома простаты лечение. Быстрое народное лечение аденомы простаты. Аденома простаты и простатит. Легкий способ перестать курить. Как перестать курить уже сегодня. Как перестать хотеть курить. Уход за кожей лица. Качественный уход за кожей летом. Домашний уход за кожей. Боли на ранних сроках беременности. Быстрое лечение на ранних сроках беременности. Ощущения на ранних сроках беременности. Воспаленные гланды лечение. Чем лечить воспаленные гланды дома. Воспаленные гланды симптомы. Прыщи на лице как избавиться. Как навсегда избавиться от прыщей с лица. Прыщи на подбородке как избавиться.

                                    

15 Feb

Semana clave

Publicado en Editorial

Los gremios docentes bonaerenses y la administración de María Eugenia Vidal retomarán las negociaciones paritarias el jueves en un encuentro que será clave porque, de no arribar a un acuerdo, las clases podrían iniciarse, como el año pasado, en el marco de un conflicto.
El recuerdo de la seguidilla de paros en el comienzo del ciclo lectivo de 2017 aparece como un fantasma por estas horas en territorio bonaerense. Es que a menos de un mes para el comienzo de las clases -el 5 de marzo-, el Gobierno y los gremios que componen el Frente de Unidad Docente (Suteba, Feb, Suteba, Amet, Udocba, Sadop y Uda) aún no han retomado las negociaciones.
Como si esto fuera poco, la posible oferta -que por ahora solamente circuló por los medios de comunicación-, de un aumento del 15 por ciento y sin cláusula ga-tillo, sería rechazada de manera instantánea por los sindicatos, quienes temen que la inflación durante este año supere lo estimado por el Ejecutivo nacional.
En el Gobierno bonaerense consideran que “ninguna herramienta es para siempre”, por lo que la cláusula gatillo -actualización automática de acuerdo a la inflación- no sería parte de la propuesta que hagan los funcionarios de Vidal a los docentes.
Ahora circulan declaraciones de una fuente gubernamental en la que asegura que la administración provincial no puede “ofrecer otra cifra que ese 15% que quiere el presidente (Mauricio Macri)” y que la misma no contaría con la actualización automática.
La posición del vidalismo estaría orientada a cumplir con lo deseado desde Casa Rosada, de mantener paritarias al 15 por ciento. Aunque, a priori, esta intención tendría fuerte resistencia en los sindicatos bonaerenses -no sólo en los docentes-, quienes se amparan en proyecciones privadas y estiman que la inflación superará ampliamente al pronóstico oficial.
Los gremios que componen el FUD son claros en su posición: no darán respuestas a versiones periodísticas, algo que consideran como parte de la estrategia del Ejecutivo, y esperarán a escuchar la oferta oficial que el Gobierno haga el jueves.
De cualquier manera, un 15 por ciento y sin cláusula gatillo sería desestimado inmediatamente por los sindicatos. “Rechazamos lo que planteó el Gobierno nacional. Vamos a esperar a que el jueves tengan una propuesta más integral”, le dijo a nuestra agencia Dib la se-cretaria Adjunta de Suteba, María Laura Torre.
De igual manera, Miguel Díaz, el secretario general de Udocba, insistió en “no responder a versiones periodísticas” y esperar hasta la reunión en el ámbito paritario; posición que también comparte la FEB que lidera Mirta Petrocini.
De concretarse la propuesta del 15, los sindicatos bonaerenses auguran “momentos difíciles” y señalan que el Gobierno sería el culpable de un nuevo conflicto. “A doce días hábiles del inicio del ciclo lectivo nos convocaron a paritarias. La reunión tan cerca del inicio de clases tiene una intención de forzar el límite de los docentes al máximo”, agregó. Esta semana será clave en la resolución de una situación que, como cada año, surge ante el inicio de clases y que tiene como principales perjudicados a los alumnos.

- Papá, al menos el 30% de mis compañeros de clase se droga

- Marihuana, cocaína, ¡otra cosa?

- Que yo sepa, sólo marihuana, pero…

- ¿Dónde la compran?

- En la calle, ¡qué sé yo!

La afirmación de un adolescente de la ciudad de 25 de Mayo sorprendió a la mesa familiar que dialogaba sobre el flagelo de las adicciones, luego de partir sobre el consumo de tabaco y los excesos en el alcohol que a una edad determinada, donde los jóvenes se creen invencibles, sucede desde hace décadas.

No sorprendió a la abuela ni el cigarrillo ni la cerveza y el vino, incluso más común en los 40, 50, 60 y 70 que ahora, pero a todos dejó boquiabiertos la aseveración, por el porcentaje de consumidores y por la facilidad con la que se estarían haciendo de la mercadería ilegal.

Más, aunque es tóxica y dañina, el peor problema de la marihuana es que abre la puerta a productos más adictivos, lesivos y hasta mortales. Y, como se sabe, quien cae en el consumo no se arrastra sólo hacia una vida tormentosa, sino que lleva de la mano a sus seres cercanos, que buscan ayudarlo, se desesperan en el intento y en ocasiones no lo consiguen.

Pese a la ilegalidad de la droga y las consecuencias para adicto, círculo cercano y la comunidad toda,  por las acciones que pueden llegar a desplegar las personas bajo los efectivos de la intoxicación, no existe en 25 de Mayo, ni en otras ciudades similares, una constante y efectiva guerra a la droga.

En 2016 y 2017 hubo dos “golpes” importantes, con múltiples allanamientos y detenciones en 25 de Mayo. Llegar a eso implicó un arduo trabajo investigativo -con decenas de horas de escuchas, fotografías y filmaciones, toma de testimonios-, que continuó una vez apresados los comercializadores. Pero la Justicia, renga para todo en nuestro país desde hace mucho, liberó a casi todos los involucrados.

Por entonces, efectivos y autoridades policiales y fiscales instaban a los vecinos a denunciar en forma anónima cualquier dato que permitirse profundizar casos en marcha o iniciar nuevas investigaciones. Porque es cierto que sin compromiso vecinal es más difícil atacar el problema. Empero, también desanima a posibles testigos, e incluso hasta la propia fuerza de seguridad –que debe seguir trabajando, porque es su oficio-, comprobar que tanta labor silenciosa, aun cuando logra resultados positivos, se desvanece cuando un juez define, acorde a las existentes leyes garantistas, que aquellos que ganaban dinero traficando deben volver a caminar libres por las calles de esa misma comunidad a la que estaban envenenando. Con el agravante que, muy probablemente, lo seguirán haciendo.

«Pese a los intensos controles, son muchos quienes siguen conduciendo motos sin usar el casco protector», admitió hace poco más de un mes el director de Seguridad Ciudadana de 25 de Mayo, Octavio Pavía, área municipal que junto a la fuerza policial ensaya operativos, labra contravenciones, secuestra rodados, avanza en charlas de educación vial, pero no logra mejorar esa estadística. Eso ocurre en casi todo el país.
La motocicleta es uno de los medios de transporte más populares en todo el mundo. Millones de personas hacen uso de ellas para desplazarse, así como para practicar un deporte o recreación.
A pesar de la gran adhesión y demanda con la que cuentan esos vehículos, su popularidad lamentablemente no las hace más seguras. Un porcentaje elevado de motociclistas fallecen o se lesionan gravemente producto de los accidentes en las carreteras.
El manejo y uso de medidas e implementos de seguridad adecuados, pueden marcar la diferencia entre la vida o la muerte para un amante de las motocicletas. Se ha comprobado que el uso del casco puede salvar la vida del conductor, y el pasajero, ya que reduce el impacto de las lesiones o daños en el cráneo, por tanto aquellos que no lo usan tienen un porcentaje más alto de probabilidades de muerte o sufrir lesiones permanentes.
El diario La Nación publicó ayer un informa mediante gráficos, en el que destacada el primer análisis de más de un cuarto de millón de atenciones por trauma en ocho años avala la afirmación de que usar casco salva la vida. En los 4078 casos de motociclistas asistidos por un incidente en la calle, la mortalidad en los que viajaban sin protección fue siete veces mayor que en los que la llevaban.
El relevamiento incluyó la información que 14 hospitales y sistemas de atención prehospitalaria de la provincia de Buenos Aires ingresaron desde octubre de 2009 en un registro que coordina la Fundación Trauma, de acuerdo con los parámetros de la Organización Mundial de la Salud (OMS).
El 16% de los 25.573 registros hasta el mes pasado son motociclistas con traumatismos en la cabeza, las piernas o los brazos, el pecho o el abdomen. El 22% no usaban casco al momento del incidente y alrededor de un tercio (29,4%) sufrieron lesiones encefálicas graves, comparados con el 10,5% en el grupo con casco.
Esa diferencia se tradujo en la posibilidad o no de sobrevivir al hecho: murieron siete veces más motociclistas sin protección que los que iban con protección (8,6 vs. 1,3%).
«Mientras los estudios publicados hablan de un aumento del trauma, en especial el de cráneo, ahora lo pudimos medir con un dato local concreto: sin casco, el traumatismo es más grave», dijo Laura Bosque, directora ejecutiva de la fundación y miembro de la Sociedad Argentina de Medicina y Cirugía del Trauma.
En caso de un accidente, el casco absorbe gran parte de la energía del impacto con su estructura, y el cerebro golpea contra las paredes del cráneo con menos fuerza. Dispersa además la fuerza del impacto hacia una superficie más grande por lo que la energía del choque no se concentra tanto en una sola parte de la cabeza. Además, actúa como una barrera que evita el contacto entre el cráneo y el objeto del impacto; por ejemplo, el suelo.
Circular en moto sin casco implica exponerse a graves lesiones. Aún así hay muchos que no toman conciencia y lo consideran un elemento incómodo, sabiendo que son pasibles de multas, que es lo de menos, cuando está comprobado que no usarlo es acercarse a la muerte.

El cáncer es una de las principales causas de morbilidad y mortalidad en el mundo, y se prevé que el número de casos aumente de forma importante en los próximos 20 años. Para impulsar medidas destinadas a reducir la carga mundial de esta enfermedad, la Organización Mundial de la Salud (OMS), el Centro Internacional de Investigaciones sobre cáncer (CIIC) y la Unión Internacional contra el cáncer (UICC) establecieron que el 4 de febrero se conmemore el Día Mundial.
De todos los cánceres, el pulmón es la principal causa de muerte por esta enfermedad en el mundo, tanto que la padecen una de cada cinco personas que muere por esa enfermedad.
Las estadísticas indican que alrededor del 58% de los casos ocurren en países en vías de desarrollo. En Argentina, el de pulmón ocupa el primer lugar como causa de muerte por cáncer entre los hombres, y el tercero entre las mujeres por del de mama y colon.
Característicamente, afecta más a los hombres y a los grandes fumadores, pero hemos asistido en los últimos años a un cambio progresivo en las características de la población de pacientes.
Aunque los hombres fumadores siguen siendo mayoría, hay una proporción creciente de mujeres que lo padecen y, muchas de ellas, no han fumado y son más jóvenes.
La principal causa continúa siendo el tabaquismo, pero al menos un 25% de los casos de cáncer de pulmón se da en no fumadores por factores que aún son motivo de investigación, como la exposición ambiental a tabaquismo pasivo, al humo de leña, al asbesto y ciertos virus oncogénicos.
Lamentablemente, solo 1 de cada 4 casos llegan a diagnosticarse en estadio temprano o localizado, es decir en una etapa en la que hay posibilidades de curación con cirugía, ya que la enfermedad rara vez da síntomas hasta que está avanzada.
En los casos en que se manifiesta clínicamente aparece la tos, expectoración con sangre, falta de aire, y dolor torácico.
En los últimos años, se ha alcanzado un mayor entendimiento de los mecanismos que producen la enfermedad y también de sus bases genéticas y moleculares, lo que ha llevado a los profesionales a caracterizar mejor cada caso, y así personalizar el tratamiento de cada paciente.
Se trata de una enfermedad heterogénea. Es decir, los enfermos pueden presentarse con diferencias en sus perfiles genéticos, en su presentación clínica y por lo tanto responder de manera diversa a los tratamientos disponibles.
La mejor estrategia para disminuir la posibilidad de este flagelo es dejar de fumar. Aquellas personas mayores de 55 años, que tengan antecedentes de tabaquismo están en mayor riesgo de sufrir cáncer de pulmón, y deben consultar a un especialista en neumonología para sus chequeos anuales.
Tomar conciencia de lo nocivo del cigarrillo es la mejor forma de combatir una enfermedad casi siempre mortal.

La sanción a fines del año pasado en la Legislatura bonaerense de la Ley Impositiva, para iniciar un proceso de revaluación fiscal por medio del impuesto Inmobiliario, tanto en su versión urbana como rural, ha terminado implicando en los hechos un duro golpe al bolsillo de los contribuyentes.
Se va enero con ciudadanos que están recibiendo en sus casas facturas del tributo con incrementos de hasta el 900%, a pesar de que la normativa aprobada en el Parlamento provincial autorizaba una suba de la alícuota de hasta el 75%.
Esa situación golpea con mayor fuerza a los sectores medios y bajos, que es en donde las boletas han llegado con una suba más grande.
Hay departamentos, casas, campos y terrenos que hoy están valuados en 40.000 pesos y que, por la nueva valoración que se dio desde la Agencia de Recaudación de la Provincia de Buenos Aires (ARBA) pasaron a costar entre 300.000 a 370.000 -valores tampoco reales, pues cuestan más-, lo que hace que una gran porción de la población tenga que pagar más de un 900% de incremento en sus boletas.
Al mismo tiempo, ese aumento impacta en el cálculo de Bienes Personales, un impuesto nacional que a partir de ahora abonará una cantidad más grande de contribuyentes a raíz de la inflación y el aumento del dólar, ya que los inmuebles han avanzado mucho en su valor, y el mínimo no imponible en este gravamen para este año es de 1.050.000 pesos. Así, cualquier persona que tenga una propiedad o un departamento de dos ambientes y un vehículo debe abonarlo.
En nuestra provincia, el último revalúo urbano y rural data de 2008, en el inicio de la segunda gestión de Daniel Scioli. Diez años transcurrieron sin modificaciones. Como apuntábamos, el valor fiscal de las propiedades había quedado divorciada de la tasación de mercado producto de la persistente inflación que la economía argentina acumuló en los últimos 12 años. Ese divorcio llevó a que en sus declaraciones patrimoniales al fisco aparecieran datos obscenos como que una propiedad con pileta jardín y tres habitaciones "valiera" menos que un auto de gama media. Y claro, esa pausa implica ahora un incremento significativo.
Al asumir María Eugenia Vidal con el triunfo de Cambiemos se aludió a la necesidad de corregir esta situación, pero el contexto social y político en medio de la devaluación y la alta inflación hizo que se esperara hasta este año.
El Gobierno bonaerense ha subrayado que el objetivo del revalúo urbano que rige radica en "sincerar la situación actual de los inmuebles y otorgar mayor equidad y progresividad al sistema tributario". Empero, en la práctica, se perjudica a los que menos tienen.
Según el Ministerio de Economía, unas 6.5 millones de viviendas, terrenos y comercios sufrirán una revalorización fiscal antes de que termine el mes de febrero, con lo cual se duplicará la cantidad de personas físicas que terminen pagando más dinero en concepto de impuesto Inmobiliario y Bienes Personales.
Si a eso se suman las también necesarias actualizaciones en el valor de las tasas que aplicaron o implementarán las Municipalidades, el impacto en el bolsillo de los contribuyentes es mayor y, como siempre ocurre, repercute más en las billeteras más "flacas".